Ana Francisco: Llanera, mon amour!!!

actriz y presentadora Ana Francisco Reconoce que lo suyo fue un flechazo, aunque ahora se ha convertido en un amor a distancia. Entre El Picu y Todo Es Mentira, Ana Francisco poco puede disfrutar de su casa en Llanera, de sus paseos con sus perros por 6 km de puro bosque y naturaleza en La Piniella y de unas cañas en Posada.

Aquí llego buscando un lugar en el que vivir. Fue por casualidad.

Ni familia ni amistades. Nada la unía al concejo. Nació en León, y dejó el conservatorio de aquella ciudad para estudiar Arte Dramático en Gijón, y de allí se fue a Madrid a estudiar Artes Escénicas, y de nuevo vuelve a Asturias para seguir su formación cinematográfica en Morcín, en el centro de producción de Gona. Entre idas y vueltas, se especializa en Pedagogía Teatral y se adentra en la Antropología y la Educación Social de mano de la UNED.

Normal que buscase algo tranquilo pero a la vez cerca de todo, para poder seguir su carrera profesional como presentadora. Y se enamoró… de Llanera. Dice que este amor es la mejor elección de su vida. En torno a su casina rural empezó a descubrir gentes y paisajes que la anclaron en San Cucao. Pero también le atrae la vida cultural. Saca tiempo para acudir al teatro, a pesar que desde que vio “Carne de gallina”, no pudo volver a disfrutar de su pasión por el mundo de la escena en Llanera.

Ana Francisco Gente de Llanera San Cucao

El confinamiento la pilló en Madrid en un piso de 35 metros cuadrados, soñando, claro, con San Cucao. Y con los Exconxuraos, la mejor fiesta de Asturias.

Llanera es mucho más que su casa. Son once parroquias sumergidas en un mar de naturaleza para recorrer, y el Gorfolí para hacer escapadas montunas. El área recreativa de Santufirme o la fuente Caguernia para perderse con otro de sus grandes amores: la lectura. A eso dedica el tiempo libre que tiene, aunque no es mucho actualmente.

En Llanera lo encuentra todo y lo tiene cerca.Ana Franciso presentadora actriz llanera

Desde que vive en Llanera practica tres deportes habitualmente: la poda, cortar el césped y trabajar la huerta. Y a las compras habituales que hace en el comercio local, suma ahora la de todos los elementos necesarios para estas nuevas actividades deportivas. Ya es una experta en tijeras de podar, fertilizante, malla metálica, semillas

Si pudiera elegir, teletrabajaría. Aunque para eso tendría que dar una gran vuelta a su vida profesional, y pediría dos cosas: internet de banda ancha y comida a domicilio, que es lo único que echa de menos de la ciudad. Aunque esto último tampoco es un gran problema. En La Llera está en casa. Considera a Juan, Carmen y María como su familia, porque le cuidan el estómago, y también el corazón.

 

 

¡Síguenos en FB, y en Instagram!

Y si tienes un negocio en Llanera, regístrate aquí