Fran Elías y la segunda parte

Fran Elías LlaneraYa es abuelo. Quién iba a decir que los años iban a pasar tan rápido desde aquellos movidos 80 en los que Fran con Modas Clandestinas convertían cada concierto en una esperada fiesta. Fiesta, sí. Eso que antes se hacía para celebrar la vida. Con risas, charlas a voces, besos, y uniendo noches con amaneceres. O sea, todo lo que desapareció de golpe hace casi un año, entre otras cosas. Aunque Fran no es muy fiestero, y las aglomeraciones no son lo suyo. Quizás, por eso, lo del confinamiento no le sentó tan mal. Pero si no era un concierto era un ensayo, en Lugones, en donde pasó gran parte de su infancia y adolescencia. El caso es que aunque de él parece destacar  siempre su instrospección, a Fran Elías el escenario y el micro le sientan bien.

Francisco Elías Granda nació en Gijón en 1964, y hace 30 años que encontró en Llanera lo que buscaba. Un buen lugar para vivir. Lugo de Llanera les ofrecía (a él y a su mujer) cercanía a sus respectivos puestos de trabajo, y a la vez espacios abiertos, tranquilidad y unos impresionantes atardeceres.

El cantante de Modas Clandestinas estudiaba informática. Y ese es su trabajo “alimenticio”, que desarrolla en Silvota desde 1989. Pero además Llanera le ofreció la posibilidad de reconciliarse con la música, que abandonó durante una década. Puede ser que los atardeceres tengan algo que ver. Y es que, como dice un una de sus últimas canciones, “no se puede navegar durante la tempestad”. Y la tranquilidad es otra de las ventajas que le ofrecía Llanera. De aquí solo cambiaría dos imposibles: la niebla y la humedad. Pero puesto todo en la balanza, Fran ya es un orgulloso llanerense que no tiene muchas ganas de que se corra la voz de las bondades de esta tierra, y conservar el sosiego necesario para seguir componiendo. 

Ultimamente, (en realidad desde hace una década, pero es que el tiempo pasa…) tiene un zoo al que alimenta canción a canción, Un zoo viajero con el que se mueve poco físicamente, pero hace largos trayectos emocionalmente. The Travelling Zoo, su proyecto personal lleva ya cuatro discos y no tantos conciertos como sus seguidores (léase fans, por mucho que a él seguro no le guste el término) quisiéramos. Es la egunda parte, y es una parte buena. Creativa, más intimista y muy intensa, de la que saldrá pronto su quinto trabajo. No hay etiquetas para Fran. Pasó de ser el cantante de Modas Clandestinas, a ser Fran Elías. Y ahora, Travelling Zoo es el  sorprendente cajón de un sastre de la música que se llama Fran Elías.

Y sí, es otro defensor del comercio local, de lo nuestro, de lo cercano. Unas sidras en Lugo y algún paseo por Llanera, antes con su hijo, Pablo, que siguió sus pasos musicales, y ahora con su nieto, que quién sabe si también perpetuará la saga.

Conciertos Llanera Asturias

 

¡Síguenos en FB, y en Instagram!

Y si tienes un negocio en Llanera, regístrate aquí